IMPRESORAS 3D


Repsol y Recreus lanzan al mercado nuevos materiales para impresión 3D

15/06/2020

CATEGORíA: Consumibles MARCA: Repsol


La nueva gama consta de tres materiales que cubren las principales necesidades de la aplicación FDM y están disponibles en formato granza.


Repsol continúa diseñando nuevos e innovadores materiales cada vez más sostenibles y eficientes, en línea con su compromiso con la sostenibilidad. En colaboración con Recreus, una de las start ups participadas por el fondo Repsol Corporte Venturing y líder del mercado en la producción de filamentos termoplásticos para la impresión 3D, Repsol ha desarrollado tres nuevos grados de polipropileno para la fabricación de filamento para impresión 3D.

 

Estos nuevos materiales, disponibles en formato granza, han sido desarrollados específicamente para cubrir los más altos requerimientos de los sectores que emplean la tecnología de filamento o FDM (Fused Deposition Modeling por sus siglas en inglés y destacan por sus excelentes propiedades mecánicas, procesabilidad y estabilidad.

 

Además, el diseño a medida del polímero ha permitido modificar sus propiedades para conseguir mejoras en la impresión con polipropileno, lo que permitirá ampliar el uso de impresión 3D con este polímero que otorga unas altas prestaciones a las piezas finales. Con esta nueva gama de polímeros modificados se amplían las posibilidades de las tecnologías aditivas y se permitirá la fabricación tanto de prototipos como de piezas funcionales para su empleo en sectores como la automoción, el aeroespacial, el sector del juguete, ocio y el sanitario, etc. Esto facilitará el paso de la economía de escala y la producción geográficamente deslocalizada a la fabricación de objetos a demanda en destino, ayudando a paliar, por ejemplo, la escasez de material sanitario que se ha producido recientemente.

 

La tecnología de impresión 3D supone un avance en el concepto de circularidad, ya que desde la etapa de diseño permite un menor consumo de material y en la etapa de prototipado minimiza el desperdicio de materiales, facilitando así una mayor sostenibilidad de los productos.

 

 

Repsol apuesta por una química eficiente en su proceso industrial y orientada a la economía circular, con la ambición de alcanzar un 20% de contenido reciclado en el total de sus poliolefinas para el año 2030. En ese sentido, la compañía ha certificado todos sus complejos industriales para la producción de poliolefinas y otros productos químicos circulares.

 

Más información en www.quimica.repsol.com

 

Volver al listado

PUBLICIDAD